20 de septiembre de 2020 20/9/20

20 aniversario del belén viviente de la Parroquia San José Obrero

20 aniversario del belén viviente de la Parroquia San José Obrero - (foto 1)
    MÁS FOTOS
    20 aniversario del belén viviente de la Parroquia San José Obrero - (foto 2)
    20 aniversario del belén viviente de la Parroquia San José Obrero - (foto 3)
    20 aniversario del belén viviente de la Parroquia San José Obrero - (foto 4)

    Con una asistencia prevista de más de mil espectadores en las tres representaciones programadas, la Parroquia de San José Obrero dará vida un año más a su Misterio de Navidad, el autosacramental que desde hace ya 20 años viene representando la feligresía en su templo parroquial y que en esta edición cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de Castellón, la Fundación Dávalos-Fletcher y Diputación de Castellón.

    Paco Sanz y José Edo son los responsables de coordinar el trabajo junto a un equipo de 14 responsables que se encargan de los 92 actores y actrices amateurs, 52 personas que ambientan musicalmente la representación y 42 operarios de tramoya, vestuario, maquillaje, montaje, escenografía y decorados. La mayoría de estas personas forman parte de los grupos juveniles de la parroquia y que preparan durante más de tres meses una representación que cuenta con el Premio Onda Cero.

    Paco Sanz, codirector de la obra, recuerda que "el verdadero misterio que rodea a esta representación es ver a tanta gente colaborando y ensayando durante meses para ofrecer a toda la comunidad parroquial, al barrio y a todo Castellón, un belén viviente que siempre sorprende y emociona". Por su parte, José Edo, codirector también, explica respecto de los aspectos técnicos que "en el templo –reconvertido en escenario- llegan a desplegarse unos 15.000W de luces led y más de 2.000W de sonido, con un sistema de tecnología robótica para su control" y con motivo del 20 Aniversario se han incorporado nuevas escenas. Los decorados son obra del maestro fallero Santiago Soro y el artista Alejandro Mañas.

    Subir