25 de noviembre de 2020 25/11/20

Las bibliotecas valencianas buscan obtener el mayor rendimiento posible de espacios, colecciones y recursos

    La inspección de bibliotecas está realizando visitas a los municipios para constatar la situación actual y realizar recomendaciones a los responsables municipales que permitan a las bibliotecas adaptarse a la normativa vigente.

    De este modo técnicos cualificados ofrecen soluciones que ayudan a obtener el mayor rendimiento posible de espacios, colecciones y recursos humanos en las Bibliotecas Públicas Municipales. La inspección supone una forma de asesorar a las bibliotecas tanto en aspectos técnicos como organizativos y el interés de la Generalitat por asegurar un sistema bibliotecario de calidad, con instalaciones adecuadas y mejorar los servicios.

    Desde julio de 2008 hasta julio de 2009 se han visitado 108 municipios y un total de 126 centros de lectura pública de la Comunitat Valenciana.

    De cada una de las visitas se han realizado fotografías, encuestas técnicas e informes descriptivos.

    Esta información se incorpora a una base de datos de la Dirección General del Libro, Archivos y Bibliotecas que permite analizar la situación de nuestras bibliotecas y entablar mecanismos de colaboración con los ayuntamientos para adoptar medidas de mejora. En este periodo se han tramitado un total de 116 convenios de colaboración sobre centros de lectura pública, de los cuales 71 ya están firmados.

    Normativa vigente
    El Consell de la Generalitat aprobó el 24 de junio de 2005 el Decreto 119/2005 por el que se dictan normas para la creación de centros de lectura pública municipales en la Comunidad Valenciana. Este decreto marca un cambio transcendental en cuanto a los parámetros básicos (dimensiones, personal, horario) que deben cumplir las bibliotecas públicas.

    Como complemento del Decreto se publicó la Resolución de 11 de octubre de 2005, de la Conselleria de Cultura, Educación y Deporte, por la que se establecen las recomendaciones técnicas para la creación y renovación de infraestructuras en centros de lectura pública. Esta nueva normativa implica la necesidad de realizar cambios y mejoras en las bibliotecas (ampliación de espacios, horarios, etc.), que deberán haberse llevado a cabo antes de junio de 2010.

    Además, la aprobación del Decreto 119/2005, obliga a la renovación de los convenios de colaboración vigentes hasta junio de 2010. La tramitación de los nuevos modelos de convenio ya está iniciada, lo que ha supuesto la realización de los informes de inspección preceptivos para la tramitación de dichos convenios.

    Subir