25 de febrero de 2020 25/2/20

El Ayuntamiento de Benidorm desmiente las acusaciones de UGT sobre la adjudicación de la limpieza de playas

    La Concejalía de Contratación del Ayuntamiento de Benidorm, ha dado traslado al secretario general del Ayuntamiento y al interventor municipal, del contenido del escrito del comunicado de prensa difundido el pasado 1 de abril por el secretario general de la FSP-UGT, Miguel Chinchilla, para que determinen sin en el mismo se vierten acusaciones que puedan ser constitutivas de ilícito penal, en relación con la adjudicación del servicio municipal de playas. En función de dicho dictamen, el Ayuntamiento de Benidorm ejercitará las acciones penales que procedan.

    En el comunicado emitido por Miguel Chinchilla, se vierten graves acusaciones contra el proceder  del Ayuntamiento afirmando que ”la nueva concesionaria de limpieza de playa rebaja las exigencias de calidad y reduce salarios” y amenaza con convocar una huelga “si el Ayuntamiento no declara desierto el concurso”.

    El concejal de Contratación, Francisco Saval, ha dirigido un escrito al secretario municipal notificándole “los juicios de valor sobre la adjudicación referida, que atentan y ponen en duda el recto y legal proceder de esta Administración”. En el mismo escrito, el concejal solicita que se la haga saber “si tales manifestaciones pueden ser constitutivas de ilícito penal” y que “si fuera así, ejercite las acciones legales que en derecho procedan”. Un escrito en parecidos términos ha sido remitido al interventor municipal.

    Las afirmaciones realizadas por el Secretario General de la UGT, señor Chinchilla, atentan y ponen en duda el legal y recto proceder del Ayuntamiento de Benidorm y han dañado gravemente la imagen de la ciudad en relación con un servicio público de la importancia del servicio de limpieza de playas.

     El Ayuntamiento de Benidorm desmiente que la adjudicación de este nuevo contrato reduzca las exigencias de calidad del servicio, cuando la propuesta elegida incrementa en mucho los medios a emplear en la limpieza de las playas, respecto a los existentes en la actualidad.

    El Ayuntamiento de Benidorm también desmiente de forma categórica que se haya hecho un pliego de condiciones a la medida de ninguna empresa, tal y como afirma el señor Chinchilla en su escrito, donde además, acusa al Ayuntamiento de haber “modificado un pliego de condiciones a la baja y si este no se habrá hecho a la medida de la empresa adjudicataria”.

    El comunicado de prensa de la citada central sindical también impone al Ayuntamiento obligaciones que legalmente no le competen, ya que deben dirimirse entre empresas privadas y la jurisdicción de los tribunales competentes en su caso.

    El señor Chinchilla acusa en su comunicado de prensa no solo a la Corporación, sino también a los funcionarios municipales, ya que son ellos los que redactan los Pliegos de Cláusulas, al afirmar que los Pliegos del año 2004 exigían las ISO 14001 y la 9001 y el Pliego actual exige o la una o la otra o las dos. El Ayuntamiento de Benidorm entiende que la  acusación vertida por el señor Chinchilla es muy grave, ya que está suponiendo la comisión de un delito por parte del Técnico Municipal firmante del Pliego de Cláusulas.

    Las valoraciones económicas que el señor Chinchilla realiza sobre los salarios y jornada laboral de los trabajadores, están reguladas por el ordenamiento jurídico y su incumplimiento compete a la jurisdicción social, correspondiendo a las partes implicadas, trabajadores y empresa, el cumplimiento de sus pronunciamientos. El Ayuntamiento de Benidorm está obligado a abonar a la empresa adjudicataria el precio de adjudicación del contrato y asumir las obligaciones recogidas en el Pliego de Cláusulas que rige éste.

    El comunicado del  sindicato también acusa a este Ayuntamiento de incumplir el compromiso de aumentar el precio de licitación del contrato, en 165.000 € más respecto al anterior, manifestación que falta a la verdad cuando el aumento producido es de 205.000. Ya que el precio de licitación anterior era de 960.000 € y el actual asciende a la cantidad de 1.165.000.

    La Concejalía de Contratación entiende que el comunicado de UGT y  la difusión que ha tenido en los medios de comunicación, intenta crear una situación de alarma social, declarando que los trabajadores actuales pueden quedarse sin trabajo, además del daño causado a la imagen de la ciudad.  El Pliego de Cláusulas en la letra c) del artículo 24 del Pliego de Cláusulas que rige este contrato, dice literalmente: “En el caso de que pudiera resultar aplicable el Art. 44 del Estatuto de los Trabajadores, en cuanto a la sucesión de empresas, los empleados y sus retribuciones actuales, a falta de aplicar el IPC correspondiente al ejercicio 2008/2009, son los especificados en el Anexo 2.” Este Anexo contiene la relación nominal de trabajadores y la tabla salarial.

    La nueva adjudicataria ha hecho saber a este Ayuntamiento que cuenta con contratar  la plantilla existente, pese a que ningún sindicato, ni la empresa concesionaria saliente, se ha puesto en contacto con ella para aclarar dichos extremos.

    Hay que añadir a todo ello, que durante el tiempo de publicación en el Boletín Oficial de la Provincia del Anuncio de Licitación del presente contrato, nadie interpuso alegación al mismo. No habiendo suscitado interés alguno, ni por parte de Empresas, Secciones Sindicales o particulares, los extremos que el Pliego de Cláusulas recoge, dentro de la más estricta legalidad.

    Este Ayuntamiento, a través de su Concejalía de Contratación, ha seguido estrictamente las directrices recogidas en el Ordenamiento Jurídico vigente a la hora de adjudicar provisionalmente este contrato, y no va admitir presiones y amenazas veladas que empañen la honorabilidad y recto proceder de esta institución. Esta Corporación está obligada a defender ante las instancias judiciales correspondientes la imagen de nuestro Municipio y especialmente la de nuestras Playas.

    Subir