elperiodic.com
SELECCIONA IDIOMA
Valencià

La Policía Local informa a los niños sobre los peligros de los petardos y cómo explosionarlos

La Policía Local informa a los niños sobre los peligros de los petardos y cómo explosionarlos - (foto 1)
    MÁS FOTOS
    La Policía Local informa a los niños sobre los peligros de los petardos y cómo explosionarlos - (foto 2)
    La Policía Local informa a los niños sobre los peligros de los petardos y cómo explosionarlos - (foto 3)

    La Policía Local de Benetússer ha realizado hoy varias charlas en varios de los colegios públicos del municipio para informar a los escolares sobre los peligros de los petardos y cómo manejarlos.

    En las charlas ha participado el presidente de la Federació Valenciana d'Associacions d'amics del Coet, Daniel Claver Herrera

    Los agentes han explicado a los niños y niñas una serie de consejos básicos para evitar tener un accidente.

    También han insistido en la pertinente autorización que deben cumplimentar los padres para el uso de petardos y cómo deben rellenarla los progenitores.

    Entre las recomendaciones se encuentran el asegurarse de no guardar petardos en los bolsillos, de leer las instrucciones antes de utilizarlos, de no sujetarlos con las manos, de utilizar medios seguros como mechas para encenderlos, encender la mecha por el extremo para tener tiempo suficiente para alejarse, no tocar los petardos que no explotan hasta pasada media hora, no tirar nunca petardos contra personas ni cerca de zonas boscosas, vigilar que no haya cerca líquidos inflamables, tampoco se debe encender ningún petardo dentro de una casa ni lanzarlos desde balcones o ventanas.

    Si el accidente ya se ha producido los agentes encargados de las charlas también recomiendan los pasos a seguir si algún niño sufre una quemadura. "Deben aplicar rápidamente agua fría para calmar el dolor, a continuación tapar la herida con un paño o gasa limpia y acudir al ambulatorio", comentan.

    Las charlas se han llevado a cabo en el CP Blasco Ibáñez y el CP Vicent Ricart i Bonillo, entre más de 200 alumnos de 5º y 6º de la E.SO.

    Subir