24 de septiembre de 2020 24/9/20

Antón: “No vamos a permitir que la desalación sirva para derogar el trasvase Tajo-Segura”

  • Asegura que la Comunitat “no permitirá que nuestra tierra esté destinada a tener sólo agua desalada” y que desde el Consell “seguiremos defendiendo las políticas hídricas basadas en la solidaridad”

  • “Estaremos alerta porque nos da la impresión que en el Ministerio vuelven a dominar las ideas que durante estos últimos cinco años han marcado lo que ha sido la política hídrica más negativa y nefasta que se ha hecho en España”

  • Reclama al Gobierno de Zapatero “que sea valiente y se dialogue con los verdaderos usuarios del agua para poner en marcha una política hídrica basada en la solidaridad y no en el sectarismo”

El Conseller de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda, José Ramón García Antón, ha manifestado hoy que desde el Gobierno valenciano “no vamos a permitir que la desalación sirva para derogar el Trasvase Tajo-Segura”.

En este sentido, García Antón ha aseverado que “no estamos dispuestos a que vuelva la política del derogar por derogar como ya ocurrió con el trasvase del Ebro”.

“Tenemos claro que Castilla-La Mancha es la cuenca cedente y que lo primero es cubrir sus necesidades y después lo que sobra puede ayudar a la cuenca del Segura. Pues bien, así se ha hecho y ha estado funcionando durante más de 25 años y no ha ocurrido nada y así lo vamos a seguir apoyando y defendiendo desde la Comunitat”.

El conseller de Medio Ambiente ha asegurado que “estamos en contra de cualquier tipo de caducidad del Tajo-Segura” y que “vamos a defender su mantenimiento porque es la garantía de abastecimiento para 2’5 millones de habitantes durante estos años”.

“Lo que desde luego no vamos a permitir desde la Comunitat es que el Gobierno central quiera imponernos a nosotros la desalación masiva con el fin de que tengamos más recursos hídricos para sustituir el trasvase Tajo-Segura como quieren hacer con la puesta en marcha de la desaladora de Torrevieja”, ha señalado.

En este sentido, Antón ha manifestado que “vamos a estar muy alertas porque nos da la impresión de que en el Ministerio de Medio Ambiente vuelven a dominar la ideas que durante los últimos cinco años han marcado la política hídrica más nefasta y negra que se ha llevado a cabo nunca en España y la más perjudicial para los intereses de esta Comunitat”.

“Vuelven aparecer detrás de estas manifestaciones -ha continuado- los grupos que apoyaron la derogación del trasvase del Ebro, que propiciaron el cambio de toma del trasvase Júcar-Vinalopó y que ahora están apoyando una caducidad para el Tajo-Segura y que sin embargo, están de acuerdo que en nuestra Comunitat sólo tengamos agua desalada con un lato coste y consumo de energía y con un precio que la agricultura no puedo pagar”.

Así, el conseller ha pedido al Gobierno de Zapatero “que sea valiente y sea capaz de quitarse a esos grupos de dentro del Ministerio y que dejen de marcarles los criterios de la política hídrica y que se sienten con las Comunidades Autónomas y con los verdaderos usuarios del agua para ser capaces de poner en marcha una política hídrica de Estado basada en los acuerdos y en la solidaridad y no en los sectarismos y radicalismos”.

Subir