2 de abril de 2020 2/4/20

Detenidas tres personas como presuntas autoras de un delito de robo con intimidación con arma de fuego en un salón de juegos

    Agentes de la Policía Nacional han detenido en Alzira a tres personas, dos mujeres y un hombre de entre 24 y 35 años, de origen español, como presuntas autoras de un delito de robo con intimidación con arma de fuego en un salón de juegos de esa localidad, apoderándose de 2.000 euros. Los policías han intervenido la ropa que el hombre usó en el robo.

    Las investigaciones se iniciaron al tener conocimiento los policías que el día uno de febrero se había producido un robo con intimidación con un arma de fuego en un salón de juegos en el que se habían apoderado 2.000 euros.

    Durante las investigaciones, los policías averiguaron que al local accedió una mujer que manifestó a la empleada, que se encontraba sola, que estaba buscando a una persona para a continuación salir del local. Transcurridos unos minutos, accedió al local otra mujer, de aspecto similar a la anterior, momento en que la empleada le comunicó que no había nadie en el salón, por lo que abandonó el mismo sin mediar palabra.

    Pasados unos minutos, entró en el local un hombre con la cara tapada con un pasamontañas, unos guantes y un arma de fuego en la mano exigiendo todo el dinero, por lo que ésta le entregó de la caja fuerte un total de 2.000 euros.

    Los policías tras averiguar la identidad de las mujeres y detenerlas, establecieron un dispositivo que permitió la localización del presunto atracador cuando se encontraba en un descampado de Alzira, donde tenía aparcado un coche de su propiedad que utilizaba para guardar objetos, por lo que fue detenido. Los policías intervinieron en el interior del automóvil la vestimenta que al parecer utilizó para perpetrar el atraco.

    Dos de los detenidos, con antecedentes policiales, pasaron a disposición judicial, que decretó el ingreso en prisión de uno de ellos, mientras que la tercera persona, sin antecedentes policiales, quedó en libertad tras ser oída en declaración en dependencias policiales.

    Subir