16 de septiembre de 2019 16/9/19

La protección y la seguridad de la ciudadanía ante las avenidas de agua por lluvias torrenciales es esencial para el Consistorio

La protección y la seguridad de la ciudadanía ante las avenidas de agua por lluvias torrenciales es esencial para el Consistorio  - (foto 1)

Durante la reunión celebrada en el Ayuntamiento el pasado lunes 19 de noviembre, los máximos representantes de la Acequia Real del Júcar y las autoridades locales se comprometieron a redactar un escrito conjunto, en el que se instará a los organismos autonómicos y estatales responsables de esta materia a cooperar en la ejecución de un macrocolector para Almussafes. Junto al anteproyecto que obra en la administración local, esta acción servirá para solicitar fondos de financiación que avalen el desarrollo de esta gran infraestructura hidráulica, con la que el ejecutivo local protegería los intereses y la seguridad de la ciudadanía. Como vía de solución a corto plazo, el ejecutivo local solicitará al Ministerio de Fomento la ampliación de la tubería que pasa por la autopista AP-7, puesto que se genera un tapón que impide el correcto desagüe ante episodios de fuertes lluvias.

El consistorio de Almussafes continúa buscando soluciones para que la construcción del colector de pluviales de la Calle Santa Cruz, un proyecto dependiente de la Generalitat Valenciana y paralizado desde hace ocho años, pueda ver finalmente la luz, dado que "es esencial para evitar posibles avenidas de agua ante episodios de fuertes lluvias como los que hemos vivido en las últimas semanas", destaca el alcalde, Toni González.

El objetivo de esta infraestructura es canalizar las aguas desde la calle Mayor y calle Valencia hasta la Ronda Síndic Antoni Albuixech, lo que recogería todas las aguas pluviales de la parte norte de la población y, más concretamente, las del colector de la calle Sant Miquel, elemento de la red que incorpora las aguas de la zona deportiva y del Hogar del Jubilado. De esta forma, se aligeraría el volumen de aguas del actual colector de la calle Cano, punto en el que en la actualidad se concentran todas las aguas de esta área de la localidad.

La Consellería se encuentra en proceso de reconducir este contrato de obra, que se arrastra del Plan Confianza del año 2009, "y desbloquear así la situación", aunque existe una dificultad que impide la correcta conducción de las aguas hasta la Acequia Real del Júcar. "Hemos mantenido infinidad de reuniones con los máximos responsables de esta institución de regadío para buscar vías de solución, dado que hemos de proteger los campos de nuestros agricultores y evitar que se aneguen como consecuencia del deficiente caudal de las tuberías existentes en la citada ronda, emplazada al este del núcleo urbano", comenta el primer edil.

Precisamente, el pasado lunes, 19 de noviembre, el presidente del ejecutivo, Toni González; el concejal de Urbanismo, Andrés López; y la edil de Medio Ambiente, Teresa Iborra, mantuvieron un encuentro en el despacho de la Alcaldía con Antonio Costa, presidente de la Junta de Gobierno de la Acequia Real del Júcar; Juan Valero de Palma, secretario; Ana Ferrer; vicepresidenta general; y el presidente de la Junta Local, Paco Magraner, para consensuar el mejor acuerdo para todas las partes.

Del análisis realizado se desprende que la solución más idónea pasa por construir un macro-colector que conduzca todas las aguas del pueblo hasta el Barranco del Tamusser, aunque la ejecución de este proyecto hidráulico, de gran magnitud desde el punto de vista económico y de infraestructura, cuyo presupuesto ascendería a varios millones de euros, resulta completamente inviable desde el ámbito municipal y requiere de aportaciones externas. "El anteproyecto de macrocolector que tenemos en el Ayuntamiento y que se redactó durante el gobierno socialista de Mª Ángeles Lorente nos va a servir de punto de partida para reclamar al Ministerio de Fomento y a las Consellerías implicadas en este asunto intervenciones y ayudas económicas para erradicar la problemática del vertido de aguas en las zonas más inundables de nuestro pueblo", anuncia González, quien señala que también es necesaria la ampliación de la bocana de la autopista AP-7, "para evitar que las aguas regresen hacia nuestro pueblo".

En este sentido, se va a preparar un escrito conjunto del Ayuntamiento de Almussafes y la Acequia Real del Júcar, que se presentará ante los gobiernos autonómico y estatal que, junto al anteproyecto ya redactado en este sentido, servirá para solicitar financiación externa y posibilitará la ejecución de esta gran inversión hidráulica en la población.

ocultar
La protección y la seguridad de la ciudadanía ante las avenidas de agua por lluvias torrenciales es esencial para el Consistorio
Subir