28 de mayo de 2020 28/5/20

Recta final en el colegio Regina Violant al superar los 3,4 millones de euros de obra en Almassora

Recta final en el colegio Regina Violant al superar los 3,4 millones de euros de obra en Almassora - (foto 1)
  • La empresa ejecuta trabajos por más de medio millón en un solo mes

MÁS FOTOS
Recta final en el colegio Regina Violant al superar los 3,4 millones de euros de obra en Almassora - (foto 2)

Las obras del colegio Regina Violant avanzan sin descanso en Almassora tras  superar los 3,4 millones de euros de inversión los trabajos ejecutados por la empresa Añil Servicios, Ingeniería y Obras. Este hecho confirma que la construcción del recinto encara su recta final con menos de 1,9 millones de euros pendientes de ejecución en el antiguo recinto de La Garrofera.

En concreto, la obra ejecutada supone una inversión acumulada de 3.420.067,55 euros después de que la constructora certificara trabajos por valor de 506.486,53 a finales de febrero. Así, la evolución positiva de la obra encamina el edificio hacia el último tramo, el que finalizará con una inversión global de 5.321.608,86 euros, el presupuesto con el que ganó el concurso público la mercantil.

El recinto de obras está transformado en su totalidad después del avance de unos trabajos que se distribuyen en todo el perímetro a través de varios equipos de profesionales: cerramientos y tabiquería interior (424.507,92 euros), instalación de calefacción (354.990,22), cubierta (264.725,80), estructura (195.486,58), revestimientos (195.386,84), pavimentos (176.157,36), carpintería exterior (105.012,24), instalación eléctrica (152.455,55) o instalación solar térmica (51.395,29 euros), entre otros.

De esta forma, el cronograma de trabajo sigue su curso tanto en el edificio de Infantil como en el de Primaria para poder hacer la mudanza desde los barracones actuaciones hasta el nuevo colegio durante el verano. Los más de 7.100 metros cuadrados de superficie construida conforman un recinto que alojará 18 unidades de Primaria, nueve de Infantil, comedor escolar, despachos de docentes y todas las prestaciones de las que ha carecido la comunidad educativa desde su instalación en aulas prefabricadas en 2006.

Todo ello en un espacio que ha apostado por revestimiento cerámico fabricado en la provincia para potenciar la industria azulejera, así como la incorporación de elementos encaminados al ahorro energético como los grandes ventanales que permitirán la entrada de luz solar en los pasillos y aulas o la instalación solar térmica.

Subir