28 de febrero de 2020 28/2/20

Casanova logra que el Consell asuma la conservación del escaléxtric

  • El primer edil advierte de la degradación del entorno y aplaude la medida que resolverá el mantenimiento de este nudo viario

El alcalde de Almassora, Vicente Casanova, logró ayer que el escaléxtric a través del cual se accede a la población desde la antigua N-340 y que constituye una importante puerta de acceso a Castellón, sea mantenido por la Generalitat Valenciana a través de los Planes de Conservación de la red de carreteras autonómicas. El acuerdo se adoptó después de que el alcalde expusiera a la consellera de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, Isabel Bonig, la situación en la que se encuentra este entramado viario a distintos niveles ejecutado por el SEPES, a través del Ministerio de Fomento, y cuya titularidad nunca fue cedida al Ayuntamiento de Almassora.

“Hemos conseguido algo importante, puesto que si bien Fomento nunca ha asumido el mantenimiento de esta conexión de vías desde el consistorio sí hemos hecho gestiones para que tanto el Ministerio como el Consell o el SEPES tomaran cartas en el asunto para evitar la degradación del entorno”. Vicente Casanova trasladó ayer su preocupación a la consellera, y lo hizo presentando con profusión de detalles un extenso dossier en el que el consistorio detalla los pasos y acciones emprendidas a nivel municipal para lograr un mantenimiento periódico del escaléxtric que evite su abandono.

“La decisión de la Conselleria de Infraestructuras de asumir la conservación hasta que se defina la situación legal definitiva de este conjunto de vías es una noticia importante que va a permitir actuar con eficacia”. Un mantenimiento que asumirá la Generalitat Valenciana “hasta que se aclare con carácter oficial la titularidad real de la vía”, una propiedad en la que el Ayuntamiento de Almassora ha trabajado desde hace años con el objetivo de dirimir las competencias de las distintas administraciones a fin de hallar al propietario del escaléxtric.

El director general de Obras Públicas, Vicente Dómine, presente en la reunión, tomó nota de la medida que pretende resolver a futuro el limbo legal en el que históricamente se ha encontrado este conjunto viario. “Un acuerdo que va a posibilitar que el mantenimiento de la iluminación, el asfalto o la limpieza de la conexión se mantengan en un estado adecuado a fin de dar un oportuno servicio a los miles de usuarios que diariamente atraviesan este eje”.

Una solución que, tal y como ha indicado Casanova, formaría parte de una actuación “mucho más ambiciosa, que es la que persigue el Consell con una solución global a la N-340, el futuro bus guiado y el escaléxtric a través de la consolidación de una estación intermodal de servicios de transporte”. Una plataforma desde la que operarían autobuses, trenes y Tram, “y que permitiría que los vecinos de Almassora accedieran de una forma cómoda y práctica a tres servicios de transporte distintos desde un único andén”.

“Hemos dado un paso importante que debe resolver con visión de futuro este entramado viario”. Un proyecto que “tenemos la oportunidad de desarrollar con la intención de implantar modelos de comunicación y transporte efectivos y operativos que conecten con rapidez y diligencia a los distintos municipios que conforman el área metropolitana de La Plana”.

Sin respuesta de Fomento
Cabe señalar que el Ayuntamiento de Almassora remitió en diciembre de 2009 al Ministerio de Fomento, al SEPES y a la entonces Conselleria de Infraestructuras y Transporte un escrito acompañado de un exhaustivo informe en el que acreditaba que el INUR expropió en 1975 los terrenos que actualmente ocupa el escaléxtric sin que posteriormente se cedieran al consistorio. El informe, elaborado por los servicios jurídicos municipales, persigue “dejar clara y definitivamente zanjada esta histórica controversia”, ha recordado el primer edil.

Ya entonces, el alcalde manifestó su voluntad de “resolver esta situación para poner fin a la indefinición en la que nos movemos desde hace años”. Almassora, por su parte, “ya ha dejado argumentado y constatado que este acceso no nos pertenece y creemos que sería positivo para todas las administraciones determinar la propiedad de este tramo que sobrevuela la antigua N-340 en beneficio de los miles de usuarios que diariamente lo emplean”, consideró entonces Casanova. “El Consell ha sido el único que ha dado respuesta aportando una solución que creemos magnífica”.

Subir