22 de febrero de 2020 22/2/20

Almassora incentivará el comercio local con la subasta de tres puestos de El Mercado el próximo junio

Almassora incentivará el comercio local con la subasta de tres puestos de El Mercado el próximo junio - (foto 1)
  • El consistorio pretende completar la adjudicación de locales tras el concurso público del pasado año

El Ayuntamiento de Almassora subastará el próximo mes de junio los tres puestos del edificio El Mercado que restan por ocupar después de que el pasado año se procediera a un primer concurso público en el que se contrataron 16 locales. La medida, en cuyos pliegos se trabaja actualmente para definir las características de los mismos, permitirá “completar la contratación de expositores que posee el inmueble público que fue restaurado durante el pasado mandato”.

Nuria Felip, concejala delegada de Comercio, ha destacado la importancia de esta acción “ya que con ello pretendemos dinamizar el comercio local, apostar por la calidad de los productos que se ofertan en nuestro municipio e impulsar el trabajo de nuestros negocios que ofrecen un trato cercano y próximo al ciudadano”. Por lo pronto, tal y como ha declarado la regidora, “de los tres locales que saldrán a pública subasta, uno de ellos es indeterminado, uno se dedicará a fruta y verdura y el tercero todavía está por definir”, ha indicado la concejala.

El objetivo, ha incidido Felip, “es proceder a la subasta antes del verano para poder tener ejecutado y subastado el pliego y posibilitar a los negocios que estén interesados optar a su contratación”. Con su subasta, el consistorio completará la ocupación de los 18 puestos del inmueble municipal. “Dieciséis fueron adjudicados en el pleno del pasado 3 de noviembre y dos quedaron desiertos. Sin embargo, a estos dos locales cabe sumar un expositor a cuya ocupación renunció el pasado año una de las firmas beneficiarias, de modo que finalmente serán tres los puestos que salgan a pública concurrencia”.

Desde el pasado año, los negocios prestan con normalidad sus servicios en un inmueble “en el que hemos pretendido dinamizar las ventas a través de una exhaustiva restauración que fue posible gracias a la inyección económica de la Generalitat Valenciana”. Culminada esta actuación, Felip se volcó en la redacción de una ordenanza de mercados municipales que regulara todos los tipos de ventas ambulantes y fijas que se prestan en la localidad y, por ende, la correspondiente al inmueble público.

En noviembre de 2007 culminaba este proceso, cuajado de reuniones con los profesionales que prestaban sus servicios en El Mercado, para proceder, posteriormente, a la redacción de los pliegos que debían fundar la subasta de los 18 puestos de las instalaciones. Así las cosas, tras la adjudicación provisional de los mismos el 11 de septiembre de 2008, el pleno dio el visto bueno al pliego el 3 de noviembre del pasado año.

Cárnicas, congelados, frutas y verduras, un quiosco y una cafetería son los servicios a los que puede acceder el ciudadano que desee realizar sus compras en El Mercado de Almassora. “Un servicio único no sólo por su ubicación, ya que se encuentra ubicado en el centro neurálgico de la localidad, sino por la calidad de sus productos y por el trato próximo de sus comerciantes”.

Esfuerzo y compromiso
Desde que el alcalde de Almassora, Vicente Casanova, gestionara durante el pasado mandato la reforma y adecuación de las instalaciones del inmueble, el equipo de gobierno del Partido Popular no ha cesado en su empeño de regular este servicio municipal tan arraigado en la localidad. Más de 430.000 euros se invirtieron en este inmueble gracias al respaldo de la Generalitat Valenciana, que financió el 80% del proyecto. Ejecutada la obra, inaugurada el 14 de marzo de 2005, la instalación requería de una nueva normativa que “regulara la actividad de los comerciantes”. Así las cosas, la concejalía de Comercio trabajó codo con codo con los negocios instalados en el inmueble para acordar, con su visto bueno, un reglamento que detallara tanto los derechos como las obligaciones de los concesionarios.

El texto cuajó el pasado año y obtuvo el visto bueno del pleno el 5 de noviembre. Tras su exposición pública, sin que se registrara ninguna alegación, el reglamento entraba en vigor el pasado enero e iniciaba el procedimiento para subastar los locales, un trámite establecido de acuerdo con los negocios que tradicionalmente han explotado el servicio.

Subir