6 de abril de 2020 6/4/20

Investigan a una mujer que se hacía pasar por terapéutica en Alicante

Investigan a una mujer que se hacía pasar por terapéutica en Alicante - (foto 1)
  • La detenida se ofertaba por internet y ejercía en una clínica, ubicada en una céntrica calle de Alicante

La Guardia Civil ha investigado a una mujer, brasileña de 51 años, por ser la presunta autora de los delitos de contrabando, contra la salud pública e intrusismo profesional.

El pasado mes de enero, agentes de la Guardia Civil de la Oficina de Análisis Fiscal (ODAIFI), de acuerdo con las directrices del Administrador de la Aduana del Aeropuerto de Alicante (Agencia Tributaria en Alicante), procedieron a la inspección de un paquete procedente de China, el cual había llamado la atención de ambas Secciones fiscales.

Al abrirlo, encontraron en su interior una bolsa de plástico, serigrafíada como si fuese un paquete de comida para animales y cuatro bolsas más pequeñas, las cuáles contenían un polvo blanco.

Tras someter dicha sustancia a un primer análisis de drogas, ésta dio positivo en diferentes tipos de metanfetaminas y MDMA.

En un segundo informe más exhaustivo, realizado por los servicios de sanidad, se especificó que se trataba de lidocaína, procaína y tetracaína, unas sustancias englobadas dentro del grupo de anestésicos locales, cuyo uso no está autorizado como materia prima para la fabricación de medicamentos, ni para su administración a seres humanos, a menos que esté supervisado por las autoridades sanitarias.

De forma paralela, la Guardia Civil investigó a la mujer que aparecía como la destinataria del paquete, descubriendo rápidamente que ésta se anunciaba en una página web como terapeuta, ofreciendo sus servicios en una clínica de una céntrica avenida de Alicante.

También se publicitaba como rehabilitadora, argumentando estar en posesión de varios másteres y títulos académicos, además de manifestar ser miembro de la Asociación Española de Geriatría y Gerontología, especialista en terapia natural, medicina integrativa y en tratamiento de enfermedades mentales y musculares.

Puestos los agentes investigadores en contacto con el Ilustre Colegio de Médicos de Alicante, la Sociedad Española de Geriatría y Gerontología y con Seguridad Social, se llega a la conclusión de que esta persona carece de título oficial alguno reconocido en España, que le faculte para la práctica y prestación de los servicios, que ella misma oferta y de los que manifiesta ser especialista, a pesar de no estar dada de alta en la Seguridad Social ni figurar en ella.

Con toda esta información, la Guardia Civil se personó en la citada clínica, para realizar una inspección a la investigada, la destinataria del envío postal.

En dicho establecimiento, los agentes intervinieron más cantidad de las sustancias interceptadas en el Aeropuerto, además de agujas hipodérmicas, jeringuillas y viales, entre otros efectos y útiles médicos.

Igualmente, se pudo constatar, in situ, la carencia de cualquier tipo de documentación y/o titulación por parte de esta persona (licencia de apertura, registro de establecimientos sanitarios de la Comunidad Valenciana, seguro de responsabilidad profesional, alta en el colegio profesional correspondiente, titulación académica habilitadora, ausencia del libro de reclamaciones, carencia de contrato con entidad gestora encargada de residuos tóxicos y peligrosos, entre otras infracciones administrativas).

Por todo lo anterior, se procedió a la detención de la supuesta especialista médica, por ser la autora de los presuntos delitos de contrabando, contra la salud pública y de intrusismo profesional.

La investigada, una brasileña de 51 años, ha quedado en libertad a la espera de juicio.

Subir