28 de enero de 2021 28/1/21

Compromís propone tratar en un pleno extraordinario la crisis sanitarias y sus consecuencias

    El grupo municipal de Compromís ha propuesto la celebración de un Pleno Extraordinario para hablar de forma exclusiva sobre la crisis sanitaria, así como de las medidas que están tomando y se van a tomar en los próximos meses para paliar los efectos de las durísimas consecuencias económicas y sociales de la paralización de la actividad económica, frente a la propuesta del Alcalde de la ciudad Luis Barcala de que durante el pleno ordinario de abril solo se hable de la crisis del Covid-19, hecha con menos de una semana de antelación y cuando la oposición ya ha presentado sus iniciativas a este pleno. 

    Natxo Bellido, portavoz de la coalición ha explicado que “esta propuesta  es mucho más adecuada que el intento desesperado del Sr. Barcala de apartar del debate municipal la herencia de la corrupción del PGOU del Brugal que sucedió en el mandato donde el actual Alcalde compartía gobierno con la Sra. Castedo. La propuesta que hace el bipartito de derechas a última hora es extemporánea y ventajista. Además carece de idoneidad política una vez todos los grupos municipales han presentado sus iniciativas. Entendemos que las iniciativas no gusten al Sr. Barcala y la Sra. Sánchez en unas semanas donde por unas razones o por otras ha quedado bastante tocada la credibilidad del Bipartito de derechas". 

    Así mismo, desde la coalición progresista muestran su predisposición a poder pactar y aprobar una comisión para la reconstrucción de Alicante. Un espacio político y civil para trabajar las medidas sociales y económicas a adoptar, acompañados por una amplia representación de la sociedad civil alicantina, pero, tal y como ha afirmado Bellido "no entendemos porque, una vez más, el Bipartito de Barcala desprecia el Consejo Social de la Ciudad, como el órgano adecuado para poder dedicar a este tipo de trabajos, y se prefiere crear nuevas comisiones en lugar de hacer un buen uso de los instrumentos institucionales estables que tenemos en la arquitectura de las grandes ciudades. Sabemos que es un órgano infrautilizado institucionalmente desde su creación, y que la derecha no le tiene querencia al Consejo Social, y que  hace más de un año que no convoca, pero desde Compromís insistimos que debería ser un órgano central para los grandes debates y proyectos de la ciudad de Alicante, y una vez más parece que se va volver a despreciar su utilidad y función institucional".

    A pesar de eso, desde la formación progresista se anuncia la máxima predisposición para llegar a un acuerdo en la generación de espacios estables para debatir y definir junto a la sociedad civil las medidas a tomar para propiciar un Pacto de reconstrucción en la ciudad de Alicante.

    Subir