25 de noviembre de 2020 25/11/20

Alicante duplica efectivos de la Policía Local y cierra parques, jardines y playas para asegurar que se cumple el toque de queda

Alicante duplica efectivos de la Policía Local y cierra parques, jardines y playas para asegurar que se cumple el toque de queda - (foto 1)
  • Habrá controles policiales en distintos puntos de la ciudad, se vigilarán las zonas donde se acude a practicar el botellón y se intentarán evitar las fiestas en domicilios particulares

La decisión de la Generalitat de establecer un toque de queda en la Comunidad Valenciana desde las 01:00 horas de hoy y que a partir de mañana quedará establecido entre las 00:00 horas y las 06:00 horas ha llevado al Ayuntamiento de Alicante a celebrar una reunión urgente para establecer un dispositivo de seguridad que vele por el cumplimiento estricto de los establecido a través de la decreto firmado por la consellera de Sanidad Ana Barceló.

A este encuentro con mandos de la Policía Local han acudido el alcalde de Alicante, Luis Barcala, la vicealcaldesa, Mari Carmen Sánchez, y el concejal de Seguridad, José Ramón González. Con el objeto de garantizar que en el horario de toque de queda sólo circulen por la ciudad las personas autorizadas, se ha tomado la decisión de duplicar los efectivos de la Policía Local que habitualmente realizan sus funciones durante los fines de semana. Además de este refuerzo y para facilitar el trabajo de los efectivos de la Policía Local se ha decidido el cierre, a partir de las diez de la noche y hasta las seis de la mañana, de todos los parques, jardines y playas del término municipal de Alicante con el objetivo de reducir al mínimo los espacios donde más habitualmente ha habido que intervenir para evitar la práctica del botellón.

En paralelo, se ha acordado establecer una serie de controles policiales en distintos puntos de la ciudad para controlar la circulación de personas y vehículos y garantizar que sólo los que cuentan con autorización estén en la calle durante las horas de toque de queda.

En esta misma línea de garantizar el estricto cumplimiento de todos los aspectos del decreto emitido por la Conselleria de Sanidad, se va a reforzar la vigilancia para evitar que en los domicilios particulares se celebren fiestas y reuniones que superen las seis personas que establece la normativa autonómica y también se va a controlar estrechamente que en los establecimientos de hostelería no se usen las barras para dar servicio a los clientes.

El primer edil ha mostrado su total seguridad en que “los alicantinos van a seguir colaborando y cumpliendo, como han hecho hasta ahora, con todas estas indicaciones que se les están dando para continuar la lucha contra la pandemia y evitar su propagación”. El alcalde también ha hecho un llamamiento “a la calma, porque lo que se está haciendo es tomar medidas para frenar el crecimiento de los casos positivos y evitar la saturación de nuestros hospitales , y se ha mostrado seguro de que todas las administraciones colaborarán y trabajarán junta, hoy más que nunca, para vencer al virus y a sus consecuencias sociales y económicas. Estoy absolutamente convencido -ha concluido Barcala - de que superaremos esta crisis sanitaria, social y económica y emplazo a todos nuestros vecinos a continuar colaborando, como han hecho hasta ahora, con todas las medidas que se adopten para poner freno a la propagación del virus”.

Por su parte, la vicealcaldesa Mari Carmen Sánchez ha animado a los alicantinos a “continuar con el alto grado de cumplimiento de las normas que se están dictando para luchar contra la pandemia y evitar la propagación del virus”. La vicealcaldesa ha considerado que estas nuevas restricciones “nos van a ayudar a frenar el crecimiento de los casos positivos de Covid y a situarnos en unos niveles de contagio que nos permitan celebrar las próximas fiestas navideñas con más garantías. Juntos -ha concluido- conseguiremos que muy pronto todo esto quede atrás y empecemos a recuperarnos y a volver a la normalidad”.

Subir