1 de diciembre de 2020 1/12/20

El PP alerta de que si ocurre algún accidente en las fiestas de la Saleta los vecinos están desprotegidos

    El Partido Popular de Aldaya alerta a los vecinos de la localidad sobre el peligro que suponen la celebración y participación en actos y fiestas locales puesto que el Ayuntamiento “no se hace responsable de los posibles desperfectos que se puedan producir”, señala la portavoz popular, Carmen Jávega.

    Jávega realiza estas declaraciones tras conocerse la sentencia que condena al Consistorio a pagar 20.946 euros a un vecino de Aldaya al que se le incendió su bajo durante la llamada ‘Baixà del Crist’ hace dos años. Para el Partido Popular la actitud de la alcaldesa, Empar Navarro, durante todo el proceso “es una prueba de la desidia de la alcaldesa en este tipo de ocasiones, porque la postura que adopta es la de lavarse las manos”.

    Carmen Jávega explica que durante todo el proceso, que se inició en cuanto el vecino dio parte al Ayuntamiento de que se le había quemado material textil de la tienda que regenta y diversos enseres que existían en el exterior, el Consistorio se escudó alegando que “no organizaba las fiestas y lo mandó a que pidiera responsabilidades a los clavarios, cuando eso no es cierto, los clavarios no tenían nada que ver en este suceso”.

    La portavoz popular señala que la alcaldesa “usa las fiestas a su conveniencia porque cuando quiere pedir que se convierta en una fiesta de interés popular sí que es la organizadora y se convierte en su principal representante frente a la Conselleria de Turismo”, pero “cuando no le interesa como en este caso, se desliga de ella”.

    Ante esta situación el PP de Aldaya muestra su preocupación porque numerosas fiestas de la localidad tienen “baixàs” y actos con cohetes. De hecho, el próximo martes 28 de septiembre se celebra una “baixà” a las 20.30 horas en durante las fiestas de La Saleta, donde se podrían reproducir los mismos hechos.

    Jávega afirma que dado que este año no había clavarias en La Saleta la alcaldesa se comprometió a encargarse de gran parte de los gastos, y por tanto, el Ayuntamiento es el responsable de cualquier desperfecto que se pueda producir durante estas fiestas, “pero claro en el caso de la baixà del Cristo también lo era y primero no quiso hacerse responsable, y después sólo quería asumir la mitad del coste de los daños, por eso ha tenido que intervenir la justicia”.

    El PP insiste en que el Ayuntamiento se inhibió en dos ocasiones de su responsabilidad y por tanto, los vecinos de La Saleta están desamparados si durante las celebraciones de sus fiestas que se celebran esta semana y que comienzan hoy, ocurre algún imprevisto.

    Subir