28 de noviembre de 2020 28/11/20

Palau: “Este galardón supone el paso previo al reconocimiento de las fiestas en el ámbito nacional”

Palau: “Este galardón supone el paso previo al reconocimiento de las fiestas en el ámbito nacional” - (foto 1)
  • El “cant de la Carxofa” es uno de los actos más emotivos de las fiestas patronales de Alaquàs y su tradición se remonta hacia mitad del siglo XIX

  • Victoria Palau resaltó el impulso de Turisme a los actos tradicionales, “ya que éstos atraen cada año numerosos turistas a nuestras poblaciones”

MÁS FOTOS
Palau: “Este galardón supone el paso previo al reconocimiento de las fiestas en el ámbito nacional” - (foto 2)
La Secretaria Autonómica de Turisme, Victoria Palau, entregó ayer la placa honorífica que galardona las celebraciones constitutivas del “Cant de la Carxofa” de Alaquás como Fiesta de Interés Turístico Provincial de la Comunitat Valenciana.

En este acto de entrega, además de la Secretaria Autonómica, estuvieron presentes el presidente de la Asociación de Amics de la Carxofa, Paco Pons y la alcaldesa del municipio, Elvira García.

“Con este nuevo galardón –declaró Palau en el propio municipio de Alaquàs- se constata que la Comunitat Valenciana no sólo seduce por la belleza de sus playas o calas, el calor del sol o su adorable gastronomía sino también por su gran abanico de tradiciones”.

Para Palau es “indispensable” potenciar las fiestas de la Comunitat, “ya que éstas atraen numerosos visitantes cada año”.

En este sentido, la Secretaria Autonómica afirmó que otorgar la distinción honorífica a las tradiciones que se celebran en las poblaciones de todo el territorio de la Comunitat es “doblemente satisfactorio, ya que ello supone el paso previo al reconocimiento de las fiestas en el ámbito nacional”.

Hay que destacar que el “cant de la Carxofa” es uno de los actos más emotivos de las fiestas patronales de Alaquàs y su tradición se remonta hacia mitad del siglo XIX.

Esta fiesta consiste en una misa y una procesión en honor de la Madre de Déu de l’Olivar el día 8 de septiembre. Al finalizar el recorrido de la procesión y antes de que la imagen entre de nuevo en el templo parroquial de la Anunciación se abre un aparato escénico colocado en la calle en forma de carxofa, desde donde surge un ángel blanco que comienza a cantar la conocida estrofa “Glòria a Déu a dalt del cel”.

El día 9 los actos son similares pero en honor al Cristo de la Buena Muerte. Se celebra una misa por la mañana y una procesión por la tarde que acabará igualmente cuando otro niño interprete unos versos con diferente contenido pero con la misma música.

En definitiva, se trata de una fiesta en la que la música tiene un papel fundamental, pero también la danza, el vestuario, el protocolo litúrgico, la poesía, los fuegos artificiales, y muchas otras manifestaciones artísticas, donde la alta participación y la buena respuesta ofrecida por los vecinos es, año tras año, la nota predominante.

 

Subir