25 de enero de 2021 25/1/21

Alaquàs pone en marcha un nuevo sistema de sanción para agilizar las multas por no respetar la normativa en materia de animales de compañía

Alaquàs pone en marcha un nuevo sistema de sanción para agilizar las multas por no respetar la normativa en materia de animales de compañía - (foto 1)
  • Las personas que sean sancionadas recibirán en el momento el boletín de denuncia para que el trámite se realice de la forma más rápida y eficaz

El Ayuntamiento de Alaquàs ha puesto en marcha un nuevo sistema de sanción por lo que respecta al incumplimiento de las normas de la Ordenanza Reguladora de la Tenencia de Animales de Compañía. A partir de ahora, las personas que sean sancionadas recibirán en el momento la copia de la denuncia así como la información para gestionarla.

El objetivo de esta acción es facilitar el trámite de este tipo de denuncias tal y como se realiza con las multas de tráfico y por tanto agilizar el procedimiento sancionador de este tipo de conductas.

El incumplimiento de las normas que regula la Ordenanza de la Tenencia de Animales de Compañía comporta sanciones de mínimo 100 euros según el tipo de denuncia. El Ayuntamiento de Alaquàs tiene actualmente en marcha una campaña de concienciación e información para dar a conocer a las personas propietarias de animales de compañía las obligaciones que tienen tanto en la vía pública como en las zonas de esparcimiento canino así como las sanciones a las que se enfrentan si no respetan las normas. El objetivo de esta campaña es recordar a la ciudadanía que la convivencia entre personas propietarias y no propietarias es necesaria para la calidad de vida de todas y todos. Además, el texto vela también por el bienestar animal y por eso se incide en que los animales son seres que sienten y sufren también como las personas.

Una de las principales obligaciones que regula esta ordenanza es la obligación de limpiar y recoger los orines y los excrementos de las mascotas. Se recuerda que es obligatorio el uso de atomizador así como bolsas de recogida de excrementos. El texto establece además que los propietarios tienen que impedir en todo caso que los animales depositan sus excrementos y micciones en la vía pública y en general en cualquier lugar dedicado al tráfico de peatones, excepto en los lugares habilitados.

A través de esta Ordenanza se recuerda que las personas propietarias de mascotas son las responsables del cumplimiento de las normas de uso y que por lo tanto está prohibido el maltrato animal.

En cuanto a las zonas de esparcimiento canino, la Ordenanza especifica que el mantenimiento y buen uso de las instalaciones es una responsabilidad de las personas usuarias. Está permitido el acceso a perros debidamente identificados y vacunados, acompañados de las personas propietarias. Por la seguridad de todas y todos, está prohibido el acceso a menores de 14 año sin la compañía de un adulto y se recomienda no hacer uso de la instalación si se sospecha que el perro puede estar enfermo. Se recuerda además que para garantizar la buena relación vecinal y el respeto con todas y todos, es importante adaptar los horarios de uso para respetar el descanso de las vecinas y vecinos.

Subir