28 de septiembre de 2020 28/9/20

El abandono escolar en la Comunitat desciende 2,3 puntos en los últimos dos años

  • En el curso 2010-11 se situaba en el 29,2% y actualmente está en el 26,9%

  • El objetivo del Consell es frenar el fracaso escolar y que la tasa se situé en 15 puntos en 2020

  • Los descensos consecutivos de los últimos años se deben a la puesta en marcha del Plan de Choque contra el Fracaso Escolar

La tasa de abandono escolar prematuro en la Comunitat Valenciana ha descendido en los dos últimos años en 2,3 puntos. En este sentido, en el curso 2010-11 se situaba en el 29,2% y actualmente está en el 26,9%.

La consellera de Educación, María José Català, ha afirmado que el Consell está trabajando para frenar el fracaso escolar en la Comunitat Valenciana y que, a pesar de que el descenso de más de dos puntos es positivo, el objetivo de su departamento es alcanzar los 15 puntos en 2020.

En este sentido, la tasa de abandono escolar en 2010-11 se situaba en 29,2%. Posteriormente, en 2011-12 sufrió un descenso de 1,8 puntos hasta situarse en el 27,4% y finalmente ha descendido medio punto más hasta el 26,9%.

"Este descenso consecutivo se deben a la puesta en marcha del Plan de Choque contra el Fracaso Escolar, que contempla una treintena de medidas reales aplicadas a los tres pilares de la comunidad educativa: familias, docentes y alumnos", ha explicado Català.

Entre otras medidas destaca la puesta en marcha de los contratos programa el pasado curso para la mejora del rendimiento académico de los alumnos y del propio centro o el diagnóstico precoz de las disfunciones en el aprendizaje.

El Plan de Choque contra el Fracaso Escolar también contiene otras pautas como la mejora de las relaciones entre la familia y el centro en las etapas más criticas, los itinerarios personalizados para aquellos alumnos con riesgo de padecer fracaso escolar, la estimulación temprana de diferentes talentos o inteligencias y la autonomía de los centros.

Además, el nuevo plan de formación del profesorado, que permite una mayor independencia a los centros para diseñar sus itinerarios formativos y la puesta en marcha del plurilingüísmo constituyen dos apuestas clave para mejorar el rendimiento académico de los estudiantes y la calidad del sistema educativo valenciano.

Subir