Dimarts 24 de Octubre de 2017

-La alcaldesa de Canet denuncia la "desidia" de las entidades competentes ante el peligro que suponen los desprendimientos de la iglesia :: elperiodic.com

Versió Clàsica
Edició
Urbanismo e infraestructuras -  pcastellon
01/06/2017 | elperiodic.com  

La alcaldesa de Canet denuncia la "desidia" de las entidades competentes ante el peligro que suponen los desprendimientos de la iglesia

recomendar
imprimir
a mis favoritos
disminuir letra
aumentar letra
comentar
ver en PDF

'Estamos dejados de la mano de Dios', con esta popular expresión ha definido la alcaldesa de Canet Lo Roig, María Ángeles Pallarés, el sentimiento de absoluta indefensión y zozobra a la que los vecinos de la localidad se enfrentan cada día mientras asisten impotentes a la irremisible pérdida y decadencia de una sus joyas arquitectónicas más preciadas y emblemáticas. La iglesia-fortaleza de San Miguel Arcángel se derrumba poco a poco sin que los estamentos públicos y religiosos competentes hagan nada por evitarlo.

"La iglesia pertenece a la Diócesis de Tortosa y el ayuntamiento no puede ni quiere asumir una intervención que no le compete, pero haremos cuanto esté en nuestra mano para asegurar la integridad de las personas", ha declarado la alcaldesa, intentando transmitir un mensaje de tranquilidad a sus vecinos. La preocupación por la pérdida del patrimonio cultural e histórico ha pasado a un segundo plano y  la máxima inquietud es la grave situación de peligro que supone para las personas los continuos desprendimientos de  material que, desde la cornisa del templo, se precipitan a la calle.

"He llegado a recoger piedras de más de 350 gramos, que es el peso que tenía el trozo más grande después de disgregarse tras golpear contra el suelo", asegura Mauri Esteller, cuya vivienda está ubicada enfrente de la fachada del emblemático inmueble. Como él, otro vecino, Vicent Prats, tampoco oculta su temor a que la situación pueda provocar una desgracia, "desde el tejado de mi casa veo como las grietas son cada vez mayores y más numerosas y cómo la cornisa se va cayendo a trozos".

Si bien es patente que la iglesia fortaleza precisa una actuación integral, la alcaldesa insta a los estamentos competentes a aplicar medidas urgentes para evitar la peligrosidad, "en el año 2000 se realizó una remodelación parcial de la cúpula y, desde entonces, no se ha invertido un solo euro, pero no estamos hablando de acometer esa reforma integral que, evidentemente, necesita, sino, al menos, de acabar con el peligro que supone, para vecinos y visitantes, pasar junto a la iglesia".

Pallarés asegura que llevan años intentando buscar el soporte económico necesario para llevar a cabo estas actuaciones puntuales pero únicamente han obtenido negativas o la callada por respuesta,  "en el año 2010, el antiguo equipo de gobierno, ya solicitó una subvención a la Generalitat y fue denegada; en 2014 los técnicos municipales elaboraron un estudio y estimaron en 30.000 euros el presupuesto necesario para reparar la cornisa y las grietas laterales y tampoco nos dieron el visto bueno; el año pasado y este solicitamos la intervención de la Fundación Blasco de Alagón y, de momento, han dado prioridad a otras poblaciones", ha indicado la alcaldesa, "como último recurso, hemos pedido las ayudas por daños causados por las lluvias, promovidas por presidencia de la Generalitat, pero, aun no se han pronunciado".

Así las cosas, María Ángeles Pallarés, se cuestiona hasta cuándo los vecinos de Canet Lo Roig, van a ser víctimas de la "desidia" de los organismos responsables, "han visitado la iglesia técnicos de Cultura y miembros de la Diócesis de Tortosa y todo son buenas palabras pero no acometen las obras, yo me pregunto qué pasará si alguien resulta herido, sobre quién recae la responsabilidad, o, hasta qué punto no es  un delito dejar perder una joya arquitectónica como la iglesia fortaleza, que no solo es parte de la historia de Canet, pues empezó a ser construida en 1288 y guarda vestigios de distintas épocas y estilos".

Pallarés recordó que no solo el estado de deterioro del templo de San Miguel Arcángel dan muestras de la falta de apoyo e interés por parte de los organismos responsables, otros elementos arquitectónicos, como la ermita del Calvario, también se ha convertido en un peligro para vecinos y visitantes, "se hundió la cúpula hace años y tampoco han hecho nada", afirma.

Volviendo al templo parroquial y, ante la inminente llegada de la temporada de las comuniones, la alcaldesa ha avanzado que el Ayuntamiento está barajando la posibilidad de aplicar medidas para evitar que los continuos desprendimientos puedan causar algún daño personal.

  • Currently 0.00/5
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
: 0.0/5

22/10/2017 - Chuzos de Punta
Cosas de trapos
23/10/2017 - Con su permiso
No al 155
23/10/2017 - Solo es una opinión, Ud. perdone
Abusos del Sabadell y otros bancos / ¿Y la política?
23/10/2017 - Columna de Michel
¿Sedición o rebelión?
22/10/2017 - Editorial
La Ley no es una opción
Actualmente está en la versión en Valenciano de "elperiodic.com".
Si desea cambiar a la versión en Castellano, puede hacerlo pulsando en la bandera.

Actualment està en la versió en valencià de "elperiodic.com".
Si desitja canviar a la versió en Castellà, pot fer-ho fent click a la bandera.



No mostrar de nuevo este mensaje
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Si continua navegando estará aceptando su uso.
OK
Versión Móvil