-Creencias, una película y una viñeta :: Solo es una opinión, Ud. perdone :: elperiodic.com

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.
Acepto     Más información
rss facebook twitter Canal elperiodic.com youtube  lasprovincias.es
Viernes 25 de julio de 2014 |
google
elperiodic.com
Edición Comunidad Valenciana
Columna de opinión
Solo es una opinión, Ud. perdone
Solo es una opinión, Ud. perdone
Por J. P. Enrique
Añadir "Solo es una opinión, Ud. perdone" a mi lector RSS

Creencias, una película y una viñeta

01/10/2012
9 comentarios
recomendar
a mis favoritos
disminuir letra
aumentar letra
comentar

Entiendo o puedo tratar de entender que una persona crea que recitando mantras fortalece su alma en busca del nirvana y antes de alcanzarlo pase de ser saltamontes a cebra. Admito que lo crea y que viva y actúe de acuerdo con esas creencias.

Entiendo que muchos seres humanos priven a sus estómagos de necesidades vitales para lograr unos ahorros con los que poder ir a la cuna del turismo, a dar vueltas y vueltas alrededor de una piedra y anhelen morir para ir al encuentro de unas bellas huríes que les llenen de unos placeres que aquí les negó la vida. Puedo entenderlo y entender que recen todos los días plegarias siguiendo el dictado de sus creencias.

También puedo entender que otros aspiren (con unos golpes en el pecho, un día de ayuno, alguna limosna y algunas plegarias) a obtener el salvoconducto para pasar la eternidad extasiados contemplando al Dios Creador, tras la convicción de haber cumplido canjeando la abstinencia por bandejas de mariscos o pensando que la pobreza es compatible con vivir en palacios y mirar para otro lado cuando se recorta el pan y la sal a los más necesitados.

Entiendo o puedo tratar de entender que otros, ataviados con sombrero, larga barba y traje negro, se consideren pueblo elegido por Dios, confiesen sus pecados haciendo reverencias ante un muro, supliquen castigos para los malvados y ayuden a la divinidad a ejecutarlos guiándola con sus sofisticadas armas.

Entiendo o puedo entender a quienes creen en los valores patrios como altar sagrado y dedican todas sus fuerzas a defenderlos, aunque sean unos valores que se producen por el azar del nacimiento, algo accidental que no depende de cada uno de nosotros.

Todos ellos merecen mi respeto, a pesar de su intento de asustar a niños y mayores, mientras ninguno de ellos coja la espada para castigar a los infieles y arrojarlos, antes de tiempo, al castigo eterno o se dispongan, con una bomba adherida a su cuerpo, a hacerla estallar en medio de un mercado donde otros fueron a comprar unos tomates.

Las creencias, son válidas como asidero y como respuesta a todas las preguntas que nos invaden y a todos los problemas que nos acucian. Las creencias han estado unidas a los seres humanos desde tiempos remotos.

Las creencias, todas las creencias, por extrañas que parezcan, son respetables. Solo hay que pedirles a los creyentes que respeten a las que no son las suyas, a otros valores y a quienes en nada creen.

Cuando un creyente se instala en la violencia debiera detenerse un instante en pensar si el fundador de su religión dijo algo sobre un sable o una bomba adosada al cuerpo. También debería intentar usar, por unos instantes, la razón para pensar si no ha sido empujado a la sin razón por intereses políticos o económicos.

Quien crea puede dejarse crecer su cabello sin cortarlo a lo largo de su vida, puede levantar el pié cada vez que vea una hormiga, matar un conejo obligándole a mirar en una dirección, azotarse su espalda todos los días para que no deje de sangrar o ponerse una mascarilla en la boca para no ingerir ningún insecto accidentalmente. Puede también creer que los dinosaurios son un invento de la ciencia, que Lázaro se sacudió los gusanos que le devoraban y se levantó corriendo, que las ballenas engullen seres humanos, que una pastorcita vio detenerse el sol sin que se produjera un caos galáctico, que el castigo y el premio divino son eternos o que Dios creó la tierra en el centro del universo y luego el sol y las estrellas después de la luz. Puede aferrarse quien lo quiera a las enseñanzas que ha recibido, a la influencia de su entorno social o a donde su información le ha llevado, pero no debieran tratar de imponer a los demás su verdad y debería permitir que otros analicen a la luz de la razón.

Cualquier creyente juraría mil veces que sus creencias son la verdad absoluta y que están equivocados los que no las comparten por creer en otras o no creer en ninguna.

Hay que pedir un mínimo de respeto para que los despreciados por practicar otras religiones, por ser infieles, endemoniados, agnósticos, ateos o los calificativos que se quieran añadir, puedan dibujar una viñeta, escribir un artículo o hacer una película, sin que ello suponga recibir no sólo el castigo divino sino también el que los que se proponen atizarles los poseedores de “la verdad”.

Está bien decir ¡Oh dios! pero… ¡cuidado no poner la hache!

CRISIS

Si Ud. es de los que tienen claro quién es el culpable todos los males de esta crisis, cree que es española y acaban ahí sus reflexiones, no hace falta que siga leyendo. Si no está en ese grupo le invito a que medite sobre lo que han dicho personalidades como Antón Costas, profesor de la Universidad de Barcelona: “Las sociedades pueden aguantar los recortes si ven un hilo de esperanza pero en el Sur de Europa no se vislumbra ni de lejos la salida de la crisis, sino aún más recesión y paro. No hay que descartar sorpresas: lo que hemos visto en Portugal y lo que vemos en Cataluña no se pueden explicar si ese trasfondo de crisis, de fatiga por la austeridad, de la falta de esperanza, de la excesiva tensión. Eso, es a la larga lo más preocupante.”

O lo que ha dicho el economista Charles Wyplosz del Instituto de Ginebra: “Definitivamente no hay plan. Merkel no tiene más estrategia que dar patadas y fijarse obsesivamente en las encuestas”.

O el economista alemán Jörg Bibow: “La estrategia basada en la austeridad ha fallado estrepitosamente. Europa va a seguir con respiración asistida mientas no logre crecer. Ya le falta el aire. Y el tiempo corre muy deprisa cuando empieza a faltar el aire.”

La próxima semana daré mi opinión, con cifras, de quien ha producido aquí nuestro endeudamiento del que tanto hablamos tan apasionada como superficialmente.

Comparta este artículo
  • Currently 3.28/5
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Puntuación: 3.3/5
Listado de comentarios

Si deseas registrar tu nombre e imagen en los comentarios haz
click aquí
 
theHitch
Ateo
Siento Discrepar, pero hay creencias que no son respetables, como que Elvis Vive. Como poco revindico el derecho de ponerlas en el ridiculo que merecen. Mi libertad de expresion esta por encima de la creencia en el Dios mono Hanuman, o el dios Judio Jeovah, y tengo perfecto derecho a ponerlas en evidencia.

Somos todos ateos, pues ya no creemos en Dioses que un dia fueron como Thor, Zeus, Manitu, Osiris.
Algunos simplemente vamos un Dios mas allá. Cuando entendais por que vosotros no creeis más en Thor y en los otros, entendereis porque yo no creo en Dios.
Enviado el 09/10/2012    
 
JP
Pues yo si
Pues yo si as respeto, es decir, admito y tolero que alguien piense que Elvis vive o que se adore a un becerro de oro. Otra cosa seria que me obligaran a mi a arrodillarme todos los dias antes ese becerro.
Enviado el 10/10/2012    
 
La creencia como don divino
Cicerone
Es imposible razonar sobre creencias cuando se cree estar en posesionde la verdad. Si se le pregunta a un chiita dirá que ellos son la verdad y todos los demas blasfemos equivocados. Si se le pregunta a un judio ortodoxo dira lo mismo. Si se le pregunta a Mormon tendremos la misma respuesta.
Todos van más allá: todos diran que no son creencia que es fe, es decir, su creencia elevada a don divino.
Enviado el 03/10/2012    
 
Vigorhumus
Como agnóstico opino...
...que sin embargo todos ellos creen en lo mismo, algo superior que va mas allá de nuestro saber. Unos lo llaman dios, otros buda o ala. Para unos es el sol, para otros la luna, o en forma de totem o fetiche. Hasta los más acérrimos ateistas creen que la condición humana tiene una explicación cientifica que desconocen, luego también creen en algo y tienen fe en que algún día se descubra..
Un célebre filósofo decía que hasta lo que es absolutamente inútil puede servir para algo, aunque sea de mal ejemplo.
Cada cual debe ser capaz de mirar lo "absoluto" bajo su propio punto de vista y nuestro deber es respetarlo.
Enviado el 08/10/2012    
 
miguel bataller
A JP
Es curioso, que tu solo ves sombras donde yo creo que hay luz, y que tu ceguera es fruto de un deslumbramiendo ocasional.

La diferencia entre un creyente y un ateo, mas que en razones filosóficas, se basa en DOS de las tres virtudes TEOLOGALES.

FÉ y ESPERANZA.

Esas virtudes son comunes a todas las religiones, y los no creyentes lo són en mi opinión en virtud de su falta de FE y en su desesperacion, especialmente cuando llegan al final de su ciclo vital, ya que .........al no creer y no tener Fé, no esperan nada.

Yo diria que mueren DESESPERADOS, pero no me atrevo a asegurarlo, porque no lo he vivido, y te aseguro que a muchos ateos durante su vida joven, les he visto aproximarse a Jesucristo en sus últimos años de preclara madurez, aduciendo...."!Y SI FUERA VERDAD LA EXISTENCIA DE DIOS!"....y siempre he llegado a la conclusión de que actuaban así, por miedo a la DESESPERACION o DESESPERANZA.

La CARIDAD, la tercera virtud teologal,podemos ejercerla todos, si queremos.
Enviado el 03/10/2012    
 
JP
Líbreme Dios
Mi estimado amigo: Si debatir sobre lo que aqui vemos ya resulta tan complicado, ¡libreme Dios de hacerlo sobre lo divino! y más partiendo desde una posición de ceguera, aunque sea producida por un deslumbramiento ocasional.
Pero aun así quiero apuntar que yo prefiero la justicia a la caridad y que me producen desasosiego, por decirlo suavemente, quienes con FE, tienen la ESPERANZA de alcanzar el paraiso haciendo estallar su cuerpo arrastrando a otros en su destino, por azar o por "infieles").
Enviado el 03/10/2012    
 
miguel bataller
a JP
Amigo mio, el que yo procure vivir lleno de FE Y ESPERANZA, y la CARIDAD me parezca otra virtud admirable, no ma hace despreciar a la JUSTICIA.

Muy al contrario, me encantaría que fuese respetada y ejercida con todas sus consecuencias, pero por lo visto los jerifaltes españoles especialmente los entendidos en politica y los leguleyos, al verla representada con la balanza en la mano, y los ojos vendados, CONSIDERAN QUE QUIENES LA ADMINISTRAN, TIENE QUE SER TAMBIEN CIEGOS POR OBLIGACION, y eso es lo que yo no entiendo ya.

Como muestra el botón de la sentencia del Juez Pedraz(para mi gusto un "Garzonito" de via estrecha, en virtud de la libertad de expresión que él mismo, nos otorga y garantiza a todos)
y la respuesta airada de nuestros políticos de todos los colores, ante la politización de este
Juez de la Audiencia Nacional.

¿En que quedamos?

Analizada la JUSTICIA y vituperada, prefiero no profundizar en PRUDENCIA, FORTALEZA Y TEMPLAZA, pues no soy prudente, ni el resto.
Enviado el 05/10/2012    
 
JP
No hablo de esa justicia
No hablo de la justicia desde el punto de vista de politización ( aunque discrepo de como han saltado todos los politicos contra el juez por decir una verdad como un templo: "que la clase politica está desprestigiada", algo que sale en las encuestas y está en la mente de todos).
Me refiero al derecho comer y no la limosna de que me den por caridad un plato de arroz. Me refiero al derecho de tener una vivienda, a tener sanidad, a proteger a los enfermos, a los que sufren, a... todo entendido como Derecho, por pertener a una sociedad en la que los que pueden, via legalidad, contribuyan justamente con sus impuestos para ayudar a quien no puede trabajar por cuidar a su hijo paralitico o su padre invalido y carecen de recursos.
Enviado el 05/10/2012    
 
jose megias verges
La filosofia de las religiones
Como siempre en tus opiniones das para mucho que pensar ,en este caso no me extendere mucho ya que estos temas necesitan de un gran debate y mucha sabiduria .Simplemente quiero decir que ....las religiones, como las luciérnagas, necesitan de la oscuridad para brillar.
Enviado el 02/10/2012    
Opinión
20/07/2014 - Parotets i Xuplamel·los
Efectes col·laterals
18/07/2014 - Del 2.0 al siglo XXI
La importancia de estar en Facebook para las marcas
21/07/2014 - El Raconet Blau
Ara o mai: AVL derogació o renovació
24/07/2014 - Donde pongo el ojo...pongo la noticia
Qué triste es un pueblo sin banda de música
18/07/2014 - Solo es una opinión, Ud. perdone
La muerte genera grandes negocios / Los judíos fueron víctimas
22/07/2014 - Perdone que no me levante
Animalicos
24/07/2014 - Camins de l´Alcora
De mosquitos, garrapatas y otra fauna
19/07/2014 - Columna de Michel
¡Otro “diálogo de besugos”!
20/07/2014 - Cosas mías
Me pilla en medio
23/07/2014 - Raons i paraules
Sant Jaume
22/07/2014 - Diario de un Ondense
Pel camí de l’ocupació
19/07/2014 - Al fondo a la derecha
Un método infalible para saber si estás moreno
Más noticias de hoy en la Comunitat Valenciana
Humor
Ditalulling

RSS elperiodic.com Comunidad Valenciana
Facebook elperiodic.comTwitter elperiodic.com
Aviso legal | Publicidad | Correo