-¿Queréis que mantengamos la catalogación de Cena-Baile de Gala? :: Crónica de l´Alcalatén :: elperiodic.com

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.
Acepto     Más información
rss facebook twitter Canal elperiodic.com youtube  lasprovincias.es
Jueves 3 de septiembre de 2015 |
google
elperiodic.com
Edición Comunidad Valenciana
Columna de opinión
Crónica de l´Alcalatén
Crónica de l´Alcalatén
Por José Manuel Puchol Ten
Añadir "Crónica de l´Alcalatén" a mi lector RSS

¿Queréis que mantengamos la catalogación de Cena-Baile de Gala?

31/08/2015
recomendar
a mis favoritos
disminuir letra
aumentar letra
comentar

Este escrito que realizo a pocas horas de finalizar lo que ha sido la 50ª edición (Bodas de Oro 28.08.2015) de la Cena-Baile de Gala en la Pista Jardín, es una reflexión, o quizás y aún mejor, un toque de atención a nuestras autoridades, a todas en general, pero con una dedicación especial a los amigos Roberto Aicart y Sergio Pejó. Ya comprenderéis porqué.

Cuando hablamos de Cena-Baile de Gala, debemos preguntarnos ¿Qué es esto? ¿Qué diferencia hay con otras verbenas o conciertos rokeros de la juventud?

Que en las fiestas se tiene que programar de todo y para todos los gustos está muy claro, pero a cada espectáculo le corresponde su singular “status”, incluido público, músicos, y formas o maneras.

La Cena-Baile de Gala es glamour, brillantez, homenaje a la reina y damas. La mujer alcorina exhibe lo mejor de sí. Es su noche: vestido, peinado, cariño, y una cena acorde con grata compañía. Su acompañante irá de rigurosa etiqueta. Es pues necesario, un protocolo serio que enaltezca la mejor noche, con su cena y correspondiente baile de salón.

Para ello hemos de ser capaces de recuperar las pequeñas astillas que del original tronco van saltando y mermando la calidad y formas de la susodicha cena-baile de gala. Si no lo hacemos, poco a poco, astilla a astilla, terminarán por destruirlo. Aún es salvable, estamos a tiempo de curarla taponándole las pequeñas heridas que ya tiene, y así poder continuar disfrutando de una maravillosa noche, brillante y musical de nuestras fiestas.

A poco rato de empezado el baile vi personas con pantalón vaquero y zapatillas deportivas. Tienen derecho y todo el del mundo a vestir como quieran pero en otro lugar, para otro tipo de verbena. Aquí NO. Esto no es una noche rokera, es una verbena de gala con todas las de la ley.

La gente cuando accede a un acontecimiento o espectáculo sabe a lo que va. A nadie se engaña. En un campo de fútbol uno no puede pretender ver toros ni exigirlos por más derecho que le asista, tendrá que ir al lugar, terreno o coso donde estos se celebren; y nadie correrá la “volta a peu” en traje de rigurosa etiqueta, y nadie entrará al recinto de la Pista dicha noche, con ropa deportiva o atlética.

Personal de servicio, orquestas, público y el lugar donde se celebre, deberán estar a la altura de la titulación que le hemos dado "Cena-Baile de Gala". La mujer alcorina merece esto y mucho más.

Está en nuestras manos su conservación con todo el esplendor “glamour” que merece, cuidando con esmero cada elemento de su composición. Yo creo sinceramente que vale la pena.

Más artículos de Crónica de l´Alcalatén
Comparta este artículo
  • Currently 0.00/5
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Puntuación: 0.0/5
No hay comentarios en el artículo

Si deseas registrar tu nombre e imagen en los comentarios haz
click aquí
Publicidad

RSS elperiodic.com Comunidad Valenciana
Facebook elperiodic.comTwitter elperiodic.com
Aviso legal | Publicidad | Correo